Ventajas de los colchones viscoelásticos

A la hora de comprar un colchón, el material es una de las cosas más importantes ya que repercutirá directamente en nuestro descanso y bienestar. Por ello en este post os explicaremos todo lo necesario sobre el colchón viscoelástico.

¿Qué es un colchón viscoelástico?

El material viscoelástico fue desarrollado por la NASA con cualidades innovadoras, para aliviar la presión que ejercen los tejidos sobre los astronautas al despegar con la nave espacial o cohete. Posteriormente se incorporó al uso doméstico y a más campos de nuestro día a día.

La clave de este material, como hemos mencionado, es que no ejerce ninguna presión sobre el cuerpo y se adapta totalmente de manera que el descanso es muy reconfortante. Y es que, como sabemos que elegir el mejor colchón para dormir no siempre es una tarea fácil este material suele ser una apuesta segura.

Ventajas de tener un colchón viscoelástico

Como todos los materiales con los que se puede fabricar un colchón, los viscoelásticos presentan beneficios con los que no cuentan otros colchones. Para empezar, no sólo alivia dolores y tensiones sino que también es termosensible. Es decir, este tipo de camas son capaces de regular la temperatura corporal de las personas, y modificar la textura de estos según el calor o el frío.

Por otra parte, gracias a su efecto huella, se adapta en su totalidad a la fisionomía de cualquier cuerpo, al apoyarte o tumbarte en el colchón, automáticamente se modela la forma que se apoye, y al levantarnos la cama vuelve a recuperar la forma original del colchón. 

Pero no son los únicos beneficios ya que dormir sobre un colchón viscoelástico, aumenta la circulación, beneficiando a los músculos, arterias y corazón de nuestro cuerpo. Por último, son colchones muy higiénicos y antialérgicos. Esto hace que proporcionen un sueño perfecto y placentero, además, limpiar el colchón es muy sencillo y rápido.